Christine KeungFuerzas del cambio

Fecha de publicación: 2016clockTiempo de lectura: 50s
scroll-down

Christine Keung, que emigró a los Estados Unidos cuando tenía cuatro años, tiene la firme intención de utilizar su educación para impulsar cambios positivos y luchar contra la contaminación en las zonas rurales del noroeste de China.

UbicaciónChina

En su adolescencia, el gran propósito de Christine Keung fue honrar los sacrificios que sus padres habían hecho. Hija de inmigrantes chinos, fue la primera persona de su familia en graduarse en la universidad. A los 19 años ganó una beca de investigación de la National Science Foundation, y en 2014 obtuvo una beca Fulbright y fue admitida en el programa para estudiantes con gran potencial de la Harvard Business School.

Cuando me convertí en la primera de mi familia en lograr un título universitario, supe que mi formación me protegía frente a los problemas del mundo, pero también me proporcionaba los medios para combatirlos.

Su fascinación por el noroeste de China se gestó a raíz de las experiencias de sus padres durante la Revolución Cultural. Cuando Keung visitó la provincia de Shaanxi en 2012, le maravillaron las casas cueva en las que había vivido su padre, pero al mismo tiempo quedó horrorizada por el vertido de residuos médicos y pesticidas en los afluentes del Río Amarillo. Dos años después, volvió a la región como parte de su beca Fulbright y decidió centrar su investigación en la contaminación rural.

Su objetivo es ayudar a las autoridades a encontrar soluciones a largo plazo para la gestión de residuos peligrosos. La clave de su proyecto son las mujeres de las aldeas, que son quienes cargan con el coste desproporcionado de la degradación medioambiental debido a que los hombres emigran a las ciudades para trabajar. «Deseo ver una transformación en las comunidades, que las mujeres tengan los conocimientos, la motivación y las capacidades necesarias para dedicarse a proteger sus tierras», dice Keung. Su equipo dirigirá talleres en los cuales los estudiantes universitarios locales actuarán como agentes de campo en el apoyo a grupos de mujeres.

  • 60

    Aldeas en las que Keung trabaja con mujeres, agricultores y médicos en aspectos relacionados con la contaminación del agua

  • 4

    Keung habla con fluidez inglés, mandarín y dos dialectos chinos (cantonés y shanghainés)

Programa

Premios Rolex a la Iniciativa

Descubrir

Compartir esta página