Buscar en rolex.org

GINA MOSELEY

Laureada Premios Rolex a la Iniciativa 2021

Explorar y estudiar las cuevas más septentrionales del planeta para ahondar en la incidencia del cambio climático en el Ártico

La investigadora climatológica británica, Gina Moseley, cruzará una de las últimas fronteras del mundo de la exploración cuando descienda en rápel a las cuevas desconocidas más septentrionales del planeta, en el Ártico, para buscar indicadores sobre el pasado climático del planeta. Su primera expedición mundial pretende mostrar a la humanidad el riesgo de que las regiones polares se estén derritiendo ahora el doble de rápido que en el resto del mundo, amenazando con sumergir ciudades costeras por todo el mundo.

Espeleóloga y exploradora polar veterana, Gina Moseley escuchó hablar de las cuevas vírgenes por casualidad, por un compañero. Durante una expedición militar estadounidense a Wulff Land, en el extremo norte de Groenlandia durante la década de 1960, fueron divisadas en la lejanía, en lo alto de un acantilado remoto. Nunca fueron exploradas debido al coste y la dificultad de tal exploración.

Moseley, científica pionera que siempre anda en búsqueda de su próximo desafío, decidió que había llegado el momento de exponer el historial geológico oculto de las cuevas y, de esta forma, adquirir conocimiento sobre los periodos de calentamiento y enfriamiento del pasado remoto y sus efectos tanto en el entorno global como en el Ártico. Con esto espera sacar nuevas conclusiones sobre los posibles impactos del deshielo polar actual.

Las cuevas son como máquinas del tiempo. La calcita forma capas, como los anillos de los árboles. Podemos analizar cada capa para obtener información sobre el clima pasado.

Gina Moseley

Líder de tres expediciones previas a Groenlandia, piensa que estas cuevas albergan un valioso secreto geológico: los depósitos de calcita denominados ‘espeleotemas’, que se remontan posiblemente a hace medio millón de años y aportan información sobre la enigmática huella de los climas del pasado. La ciencia del clima ártico actual depende de los testigos de hielo, que tienen, a lo sumo, 128 000 años. Las cuevas remotas del extremo norte de Wulff Land pueden ocultar un historial cuatro o cinco veces mayor, donde los científicos podrían encontrar ideas para el planeta en sus épocas más cálidas.

«Las cuevas son como máquinas del tiempo», afirma Moseley. «La calcita forma capas, como los anillos de los árboles. Podemos analizar cada capa para obtener información sobre el clima pasado, y cuando nos adentramos en las cuevas, buscamos estalagmitas, estalactitas y coladas compuestas de calcita».

Groenlandia influye profundamente en el destino de la humanidad. Su hielo se derrite a una velocidad récord. En 2019, hasta 12 000 millones de toneladas de agua se incorporaron a los océanos en un solo día. Esto conduce a un aumento del nivel de mar de más de un milímetro al mes. El territorio helado también influye en los patrones de la lluvia, la formación del hielo, las corrientes oceánicas y los sistemas climáticos que afectan a regiones densamente pobladas por todo el mundo.

La expedición de Moseley pondrá a prueba los límites de la resistencia humana. Su equipo de seis personas realizará una larga y dura travesía a pie a través del hielo y la roca, cargando con sus provisiones, y escalará un imponente acantilado para luego descender en rápel hasta la entrada de cada caverna para recopilar muestras.

«Tener el apoyo de Rolex es maravilloso. He planeado en mi cabeza durante muchos años el llevar todo este programa a las cuevas más septentrionales del mundo, y es prácticamente imposible llegar allí. Los Premios Rolex a la Iniciativa son, principalmente, el único programa que existe que podría o querría apoyarnos en tal expedición».

Premios Rolex a la Iniciativa

Un homenaje a los Laureados de 2021

Descubra más